Buenas prácticas como foreros: el delicado papel de los moderadores

Parte 13 de la serie Buenas prácticas con foros

En de gran tamaño y con mucha actividad, el papel de los moderadores es crítico. Consiste en procurar que los debates fluyan sin conflictos y que la estructura del foro se mantenga dentro de un cierto orden.

Hay formas y formas de moderar, más o menos visibles. Hay moderadores que realizan una actividad constante, sutil y muy efectiva y otros que hacen mucho ruido y no logran los efectos deseados.

En vuestro caso, con un foro muy pequeño (inicialmente), la labor de moderación pueden asumirla los mismos administradores del foro, las personas que se hayan encargado de las altas y bajas de los usuarios y de resolverles sus dudas. Incluso lo más probable es que estos administradores (no más de dos o tres) sean también los primeros usuarios del foro, los que tiren inicialmente del carro.

Mientras la actividad en el foro y el número de usuarios sean pequeños y controlables, lo más probable es que su labor sea casi innecesaria, con la salvedad de tener que recolocar algún que otro hilo de conversación. Pero cuando vuestro foro crezca, su papel será cada vez más necesario. En este caso, conviene tener muy presentes unas recomendaciones:

Primero, que la moderación sea mesurada. Debe ser un recurso a ejercer con mimo. No olvidemos que el moderador es una persona que en el seno del foro ejerce de juez y árbitro con ayuda de “poderes especiales”: editar mensajes de otros foreros e incluso suspender las cuentas de dichos foreros.

Editar los mensajes de otros foreros significa, literalmente, cambiar lo que ha escrito un forero. Es una acción terriblemente drástica. Por eso debe ser un recurso extraordinario, algo completamente justificado y que no hay que llevar a cabo a la ligera.

Sólo se debería editar un mensaje si vulnera flagrantemente las normas del foro, especialmente si cae en descalificaciones soeces u otro tipo de ataques a los demás foreros. Y lo que nunca, nunca, nunca debe hacerse es editar el mensaje de un forero con ánimo tergiversador, cambiando lo que ha dicho por el propósito que sea.

Hacerlo es una receta perfecta para romper la relación de confianza entre los usuarios y la moderación y para que el foro muera.

Suspender la cuenta de un usuario es una acción igualmente drástica. Pensad en los usuarios como en personas que han hecho del foro su casa o, cuando menos, su local de reunión o su bar.

Un dueño de bar sabe que echar a un habitual, a un parroquiano, es una acción extrema que todo el mundo tiene que entender como justificada o, de lo contrario, pensarían que pueden ser los siguientes y actuarían preventivamente.

Además, el moderador debe tener un comportamiento lo más neutro posible. No deberá tomar partido en una discusión entre usuarios haciendo uso indebido de su poder de moderación y no podrá permitirse los flujos verbales que se permiten los usuarios de vez en cuando.

Los usuarios tenderán más a respetar a los moderadores si previamente éstos se comportan de acuerdo a su papel y son realmente exquisitos en el trato con los demás usuarios.

Una buena moderación será crítica para mantener el espíritu democrático de vuestro foro. A un foro se va a compartir información actual y a debatir, intercambiando puntos de vista diferentes. Hay que evitar comportamientos que marquen diferencias desde el staff del foro hacia ciertos usuarios. Y, en lo posible, hay que evitar la formación de bandos que polaricen las opiniones del foro.

Buenas prácticas con foros en Lektu

Si lo que has leído te resultó útil, ¿por qué no consideras hacer una pequeña donación para que este proyecto siga adelante?

Navega por esta serie<< Buenas prácticas como foreros: redactad unas “normas de uso del foro”Buenas prácticas como foreros: sacadle partido a la historia del foro >>

Creative Commons Attribution-ShareAlike 3.0 Unported El contenido de esta entrada está bajo una licencia Creative Commons Attribution-ShareAlike 3.0 Unported.